La teoría de los guiños

Desde hace muchísimo tiempo tengo una teoría que —sintetizada— resulta un poco paranormal, o en cierto punto inmadura, pero que tiendo a seguir al pie de la letra. No suelo hablar de este asunto más que en sobremesas reducidas, donde conozco bien al grupo que me presta atención, porque se trata de un pensamiento que puede confundirse con lo místico, o con lo religioso, y me daría mucha vergüenza compartir una postura con Nacha Guevara o con un obispo. Pero como estamos entre amigos, hoy quisiera exponer aquí, por primera vez en público, mi Teoría de los Guiños.

Hace unos tres meses, más o menos, vino a verme a Barcelona la dueña de una editorial vasca, para proponerme un proyecto. Nos encontramos en un café de Las Ramblas por la noche, pedimos cervezas y me dediqué a escuchar la propuesta y a conocer mejor a su ideóloga. La editora resultó ser una mujer simpática, hiperactiva, llena de ideas brillantes, que me cayó muy bien; la propuesta —escribir y publicar una novela de misterio con determinadas características, en su editorial—, me pareció un gran desafío personal y una labor literaria estimulante.

Sin embargo al final de la charla, cuando llegó la hora de pagar nuestras cervezas, descubrí que me habían robado el bolso con todo lo que había dentro. Las tarjetas, el dinero, las llaves de mi casa, el teléfono, un par de libros; no mucho más. La editora me acompañó a la policía para hacer la denuncia, me dejó usar su móvil para cancelar las tarjetas y se portó como una gran amiga durante toda la burocracia que hay que hacer cuando nos roban, que a veces es más fastidiosa que ser robado.

Nos despedimos, la mujer y yo, en la puerta de la seccional de policía. Ella se fue para su hotel y yo para mi casa, desvalijado. Dijimos que seguiríamos conversando sobre la novela por teléfono, para coordinar los tiempos, los pasos a seguir, y hasta el gramaje del papel. Cuando me quedé solo, sin embargo, supe que no debía escribir ese libro. Y no lo hice.

La Teoría de los Guiños funciona, por lo general, en los momentos que la vida nos brinda una posibilidad, o nos ofrece un riesgo, o nos da la opción de pegar el volantazo y cambiar de carril. Es decir, cuando surge una expectativa o comienza a desarrollarse una esperanza. En esos momentos, creo yo, el mundo que nos rodea se pone alerta y comienza a emitir gestos de complicidad, en clave, señales sutiles y a veces irónicas, para alentarnos o para persuadirnos a seguir adelante.

Los primeros años que viví en Buenos Aires, mientras buscaba trabajo, le prestaba mucha atención al viaje entre mi casa y la oficina donde ocurriría la entrevista. Si las puertas del subte se abrían exactamente en donde yo me había detenido a esperar, por ejemplo, era un buen guiño, un buen presagio laboral. Si elegía ir en taxi y tardaba mucho en pasar uno, era una mala señal. Si durante el camino me cruzaba a un conocido que me caía bien, buena cosa. Si el conocido era un pesado, mala espina. Finalmente, aceptaba o no el puesto de trabajo según lo que me hubiera ocurrido en la calle.

Uno de los motivos más fuertes que me decidió a volar a España y cambiar mi vida, cuando hube de optar por hacerlo o no, tuvo que ver —también— con esta teoría de los guiños. Narro esa historia en los cuatro últimos párrafos de Lado B: canciones lentas. También en ese artículo hablo un poco de esta teoría: la vida está grabada en los surcos de un longplay (digo allí), y uno es la púa ciega que rasguña el vinilo. Lo difícil no es que suene la música —siempre suena—, sino dar con el surco que a cada cual le corresponde.

He sospechado siempre que la vida tiene sentido sólo cuando estamos parados en el surco del vinilo que nos corresponde. Y no siempre ocurre. Las pequeñas desgracias cotidianas son, a mi entender, productos de una mala decisión muy anterior, tan anterior que nos resulta imposible relacionar una cosa con la otra. La decisión que nos incorpora a un surco “nuestro”, en cambio, sólo puede traernos ventura.

Los guiños son complicidades del destino, que ya está escrito; son señas de truco que nos alertan justo en los momentos de cambio hacia una expectativa nueva.

—¿Es este riesgo un surco tuyo? —parece preguntarnos el destino, con un gesto mínimo— ¿Realmente deberías dar este giro, asumir ese riesgo, firmar ese papel, seguir tan lejos a esa mujer, tener ahora ese hijo, escribir esa novela, mudarte de casa; justo ahora? ¿De verdad serás feliz en esa casa, o con ese hijo, o con esa mujer, o en ese proyecto? ¿Es ése el surco del disco en el que sonarán las mejores canciones de tu vida?

Hace un tiempo, cuando una editorial me ofreció llevar al papel la novela de Los Bertotti, me llegó el contrato por correo la mañana del 16 de marzo; justo, justo, el día de mi cumpleaños. Y el libro salió a la calle, por casualidad, un 26 de septiembre: el mismo día que, dos años antes, se publicó el primer capítulo de la novela en Internet. Guiños de complicidad que sólo me alentaban, que nada más me daban ánimos o me mostraban una luz verde. Por eso seguí.

No creo que haya que tener percepciones extrañas, ni un determinado talento, para descubrir estos guiños. Me parece que el truco es ver qué tan cómodo se siente uno de camino a la decisión, cuántas pequeñas luces (verdes, amarillas, rojas) se presentan en el transcurso del tiempo que nos lleva optar por seguir adelante o quedarse en el molde.

Este pensamiento me vino a la cabeza esta mañana a raíz de otra cuestión, también editorial. El lunes que viene firmaré por fin el contrato con Plaza & Janés para publicar en papel los mejores artículos de Orsai, tanto en España como en América Latina. El guiño, otra vez, ocurre con las fechas: la firma del contrato ocurrirá el lunes que viene, 27 de febrero. Justo, justo, justo, el día en que Orsai cumple dos años. La señal es inmejorable.

Hernán Casciari
Viernes 24 de febrero, 2006

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

296 comentarios La teoría de los guiños

  1. Tilinga de cuarta #296    31 mayo, 2013 a las 12:33 am

    No es que compartis la postura con Nacha Guevara o con un obispo, es que le rondás cerca, Navegás cerca del embudo del embalse.

    Pero no te preocupes, tu brillantez te protege, no pasa nada por ahora.
    Si la cosa deja de dejarte pancho como se te ve, y se te cambia el rol (en vez de registrar ciertos guiños cuando vas a hacer algo, vas buscando y registrando y seleccionando guiños antes para ver qué hacer) cuando los guiños se transforman en protagonistas previos al hecho … entonces pedi sesion doble con Gravisnky y sacudite con hipérico.
    El problema no son los guiños, el probema es cuando la teoría de los guiños la agarra un inseguro o un pelele o un vivo de la new age. Los guiños se le transforman en un gigantesco Tangram con el que hay muchas combinaciones y cada una de un significado diferente. Entonces aparece un profesor de guiños-tangram, una formacion en deteccion e interpretacion de guiños tangram asociaciones de guiños-tangram y nos ponen el carro adelante del caballo.
    y es que hay tantos…..

  2. sarai #294    12 mayo, 2006 a las 7:52 pm

    yo antes que nada quiciera saber cual es la teoria que tanto mencinan pues la verdad no pude leerla por cuestiones de que no quizo entrar a la pagina donde esta escrita y en realidad quisiera conocer de que se trata, pues me imagino que es interesante, fantastica y entretenida.

  3. fede o #292    25 abril, 2006 a las 10:07 pm

    moresteban #289,

    muy bueno lo tuyo.

    en ninguno de mis comentarios puse “dios”, “cósmico” ni mucho menos “mensaje cósmico”. fue involuntario, pero con la intención de no teificar la cuestión y que el diálogo pueda fluir más abiertamente.

    “una buena vida es aquella inspirada en el amor y guiada por la inteligencia”. ta bien eso. yo quiero eso.

    y los que me acusen de cursi se lo pierden.

    choque esos cinco, un abrazo.

  4. MarKuS #288    5 abril, 2006 a las 7:56 pm

    Dudo que leas mi comentario, pero aun asi me permitiré darte un pequeño consejo..

    No dejes pasar las oportunidades que se te presenten, y mucho menos por algo tan superficial como esta teoría que no tiene ni piés ni cabeza.

    MarKuS @ ‘Decadencia’

  5. moresteban #287    4 abril, 2006 a las 8:43 pm

    El guiño es sin mas ni menos que un mensaje cosmico, como quien diria “Que quiere Dios de nosostros en este mundo”.

    Dia a dia nuestra vida es guiada a traves de señales que construyen nuestro hacer, en virtud de estos mensajes cosmicos nuetra memoria se relaciona y permite que el pensamiento tome las decisiones que guian el camino de nuestras vidas.

    La forma de nuestros pensamientos, son los sucesos que atraemos a nuestras vidas y el fondo es la vida propiamente tal, es decir, la fusion de nuestros pensamientos.

    En las profundidades del subconsciente nace el si o el no de nuestras acciones, por cuanto el tribunal de nuestra consciencia resolvera a favor de lo que nos tocará vivir.

    Una buena vida es aquella inspirada en el amor y guiada por la inteligencia, quienes poseen un corazón en paz son llamados entendidos y dia a dia aumentaran la doctrina.

  6. fede o #285    24 marzo, 2006 a las 8:19 pm

    compañero seburu (compañero del desconcierto),

    lo más maravilloso de nuestro diálogo es que sin explicarnos, estamos de acuerdo!

    (habrá que estar sobrios en el momento de comentar?)

    reconozco que la mayor parte de las veces que comento lo hago a los pedos, sin tomarme el trabajo de releer como para acomodar la redacción y las ideas.

    ahora, cuando sí lo hice, con la delicadeza artesanal de quien quiere hacerse entender correctamente, no sirvió ni pa mierda!

    abrazo

    pd. mi caso es más grave: conocí una mina, salimos, nos casamos, y decimos “¿para que?”

  7. seburu #282    24 marzo, 2006 a las 1:10 am

    jaja….claro fede, yo también percibía y que no seducía recorrerlo. la versión de comment de spot de como cuando conocemos una mina, salimos, pagamos, cogimos, y dijimos “¿para que?”

  8. Helena #281    23 marzo, 2006 a las 1:41 am

    No me planteo demasiado en que surco ando, pero si, (a modo de curiosidad) ¿Qué habría pasado si…? Y fantaseas con lo que podría haber sido tu vida si… tal o cual cosa, la hubieras cambiado. Pero eso solo me ocurre cuando estoy terriblemente aburrida, lo normal es que no tenga tiempo para pensar en trucos, surcos ni discos.
    Me encantó leerte.
    Saludos melodiosos, Helena.

  9. fede o #280    22 marzo, 2006 a las 10:54 pm

    amigo seburu,

    viste que tengo razón? releo mi último comentario y ni yo mismo entiendo qué quise decir.

    que lo parió.

    qué personaje de mafalda fue el que dijo “justo a mí me toca ser yo!”

  10. fede o #279    21 marzo, 2006 a las 5:51 pm

    che, seburu,

    si digo algo cortito, como en #218:
    “el asunto de la intuición es inentendible para el que no lo experimenta, como tantas otras cosas de la vida”

    eso creo que está bien.
    ahora, si empiezo a explicarlo, y a explayarme, y a expresarme… seguro que voy a contradecir mi postura!

    así que sí, en eso estoy de acuerdo con vos.

    en el resto, no tanto. que lo intuído venga después de una asociación libre de ideas, lo hace demasiado racional.

    o sea, en lo otro, sigo de acuerdo conmigo mismo.
    pero quizás sólo por ahora…

    abrazo

  11. seburu #278    21 marzo, 2006 a las 2:08 pm

    amigo fede: la intuición o presentimiento puede venir tanto de la asociación libre como de tu sexto u vegesimonoveno sentido, así que no me animo a disociarlas.

    además fede, es importante definir de lo que hablamos…te pregunto: ¿intuición se le llama a haber presentido algo, y que luego se vuelva realidad?, y entonces uno diría “fue intuición”. ¿O “intuición” vale, por mas que suceda o no lo que presentíamos?

    por último, si decís “proceso intuitivo” creo que estas contradiciendo tu postura.

    abrazo

  12. fede o #277    21 marzo, 2006 a las 1:38 pm

    seburu, eso sigue sin ser intuición… pude ser asociación libre de ideas, o brainstorming, como lo llaman los gringos, o lo que sea, pero de ahí a un proceso intuitivo…

    te lo pongo de esta otra manera: imaginate que un tenés un cuadro clínico que indica claramente que tenés una determinada enfermedad. tu médico está de acuerdo, y te encarga no sé cuántos estudios.

    a pesar de todo, vos estás convencido de que no tenés un carajo.

    quizás te hagas los estudios igual o no. pero el tiempo le da la razón a lo que intuías, los síntomas desaparecieron como llegaron, y efectivamente, no tenías un catzo.

    o te lo cambio: sin motivo se te ocurre hacerte un chequeo, y el médico te encuentra algo que no es grave porque lo agarran a tiempo, pero si no podría haberse complicado.

    se entiende la diferencia? nunca puede faltar la referencia a la vida real. si después de lo que pensaste en el micro vas a un médico y te encontrás algo (dios quiera que no), ahí sí, medalla al mérito a tu intuición.

    si no pasa eso, no es más que un juego mental.

    abrazo

  13. seburu #276    20 marzo, 2006 a las 3:56 pm

    fede, la intuición no solo viene por especies de corazonadas, sino que a veces llega en formas demasiado rebuscadas.
    mira lo que me pasò ayer: estaba volviendo de un fin de semana movidito en mendoza. estaba en el ómnibus con amigos que hablan todos inglés, y mi cabeza, ya en la mitad del viaje de vuelta, se habìa ido a pasear. no me acuerdo como, llego a que “2+”, en inglés, se dice “two more”, y se pronuncia como “tumor”. si alguien quiere decir en código “tumor benigno”, diría “2+ +”. si fuera maligno, diría “2+ -“.
    en la escuela, hace aproximadamente 20 años, teníamos pcs ya viejitas. pero el nombre (o quizás el modelo) de una de ellas se me quedó grabado desde esa època. siempre me dio gracia que se haya quedado esa frase, ese modelo de pc, dando vueltas por la mente, sin sentido ninguno. se llama “AMI 2 + +”.

    quizás sea el momento indicado para estar atento e ir al médico.

  14. fede o #275    20 marzo, 2006 a las 2:19 am

    después de tanto hablar, mi opinión está sintetizada en una sola frase en #218:

    “el asunto de la intuición es inentendible para el que no lo experimenta, como tantas otras cosas de la vida.”

    alguien del otro lado entiende a qué me refiero? alguna vez les pasó de estar convencidos de algo, sin motivos concretos? o darse vuelta sin motivo, y que hubiera alguien mirándolos? o pensar en alguien, y que justo te llame por teléfono?

    bueno, todas estas cosas que algún desavenido puede llamar “casualidad” son ejemplos de la intuición.

    intuición que puede perfeccionarse y profundizarse si uno la ejercita a conciencia, cual bíceps en un gimnasio.

    abrazos

  15. jcroldan #274    17 marzo, 2006 a las 11:18 pm

    Más que superstición yo lo llamaría Instinto. La capacidad del cerebro de tomar decisiones basandose en media verdades y sentimientos.
    El instinto no es racional por definción, no es objetivo, ni por asomo es cientifico y por lo tanto no puede demostrarse ni reproducirse en un laboratorio. Pero lo sentimientos y las impresiones son la forma en que nuestro cerebro almacena la información del MundoReal y es la materia prima que usa para tomar decisiones. Que no es la forma más razonable de tomar decisiones es obvio pero estamos hechos de esta materia, o como se suele decir, esto es lo que hay!!!

    Yo no creo en esa teoría porque intento pensar más científicamente, aunque tengo que confesar que hace tiempo tuve una teoría muy parecida: “se cumplirá lo contrario de lo que piense” y durante un tiempo fue así, pero era tanto el estress que me producía que tuve que aferrarme a la ciencia para salvarme.

    Enhorabuena por tu blog, la publicación del libro y por la nominación de los 20blogs.

  16. Isabella #270    13 marzo, 2006 a las 6:26 pm

    Creo a pie juntillas (que linda expresión aunque no se de donde viene) en la teoría de los guiños. Personalmente me acompaña el número 33 y cada vez que lo veo en una patente, la hora, un cartel o cualquier otra cosa (es sorprendente como aparece), me siento segura y protegida. Besos!

  17. Pepo #269    10 marzo, 2006 a las 9:17 pm

    Demoró quince días (dos semanas) en publicar el siguiente, que trata de unos pobres curdos que se agachan para evitar las bombas o encontrar comida. Qué laaargo el guiiiño que nos hizo…

  18. Leo #268    9 marzo, 2006 a las 3:45 pm

    Hernan:

    Creo q fue un error compartir con todos tu teoria de los guiños.

    Llevar la teoria de los guiños al extremo convertiria a una persona en una veleta llevada de aqui para alla perdiendo todo sentido de confianza en si mismo. O tal vez alguien haciendo de “gran hermano”, pone un taxi en la esquina de tu casa para llevarte a un cafe, donde preparan cafe de un extraña forma que solo a vos te gusta, y ademas justo es el dia que te enteraste hace dos años atras que ibas a ser padre. Por cierto en el cafe te espera la editora que te propondrá un libro que no estabas seguro de escribir, pero despues de tantas señales no se….

    Creo q fue un error compartir con todos tu teoria de los guiños.

    PD: para ser mi primer post, espero que guste y que no se le haya ocurrido a alguien antes.
    (no leo todos los posts)

  19. Martín #263    7 marzo, 2006 a las 7:13 pm

    Esta es la primera vez que escribo y vengo a quejarme, porque… ¡Me falló la teoria! Tenía muchas ganas de ver a U2, pero me habia quedado sin entradas. El jueves a las 16, un amigo nos confirma que nos hace pasar (buen guiño) y yo salí a buscarle zapatillas a mi novia (las tipicas allstar de recitales). En el primer local que entro, encuentro que tienen un modelo agotado hace meses y que mi novia buscó deseperada. Se las pido y el tipo me dice: “no se fabrican más. hace 5 minutos me las trajeron del deposito que habían quedado olvidadas!!” Super guiño. Asi siguió el tema, con muchos buenos guiños. Estuve en la puerta de River y el tipo no aparecio en 4 horas… guiños del ortooooo

  20. seburu #261    7 marzo, 2006 a las 6:25 pm

    Cabeza de tronco: para que alguien te haga caso, primero tendrìas que probar a quién le ganaste.

    típica la guarangade tirar un palo sin decir porqué, sin argumentar un mínimo. si me dejás, te aconsejaría que para que no se trasluzca una mala intención de tu parte, argumentes porqué decis esas cosas feas.

    por otro lado, un consejo para mí:
    seburu: seba, no entres en la gilada.
    seba: no, si, ta todo bien…me calenté. toy de bajón así que me voy a preparar un sandwichito y ver si hay un partido.
    seburu: no te quedo una punti?
    seba: si, vamos.

  21. CabezaDeTronco #259    7 marzo, 2006 a las 4:32 pm

    Primero de todo, lindo texto Hernan. No suelo hacer eso, soy una persona distinta. Generalemente mis decisiones se basan en si tengo ganas o no. Y si tengo ganas, en si tengo huevos.

    ella y Xitan… tengo que agradecerles. Nunca en mi vida leí rejunte tan grande de idioteces, hacia mucho que no me reía tanto. Lo que me parece mas divertido es la seguridad con la que dicen todo, el creer que son los dueños de la verdad especialmente con textos tan vacíos de sentido.

    Solo un consejo: nunca aconsejen. No es que sea malo aconsejar, es que sus consejos deben ser pésimos.

    Saludos a todos.

  22. seburu #258    7 marzo, 2006 a las 4:15 pm

    ayer leí lo de hugo laurencena y soñé que me lo encontraba en una fiesta rara, ambos en pedo, y nos encaramos unas minas.
    hoy los semaforos estuvieron verdes.
    acabo de subir por el ascensor de este edificio inmenso, y nadie iba en el ascensor, algo que me encanta, e increíblemente venía marcado el piso 16, justo al que voy yo (ademàs, 1+6=7).
    voy a aprovechar de mandarle el mail a esta minita del laburo que me gusta.
    el tema es que si cuento todo esto, tengo miedo que despues la leche venga cortada.

  23. Fearandir #257    7 marzo, 2006 a las 12:12 pm

    Bien, veo que alguien estuvo haciendo limpieza de spam, aunque sigue llegando. Un amigo me comentó que había comentado ayer – se lo notaba contento, parece que le encantó el blog – y ahora su comentario no está! debe ser porque su dirección de e-mail es muuuy sospechosa 😛
    De todas formas, tanto spam me parece un guiño para que se venga un nuevo artículo 😉
    Salute!

  24. José Ricardo #256    7 marzo, 2006 a las 4:20 am

    Bueno.. releyendo a Bernardo… una cosa es la teoria de los guiños y otra la mecánica de seducción… ahí me puse a sacar el score con la que más me gustaba, insisti, no presté atención al mal guiño (olvide la identificación y no me dejaron entrar a un bar con ella) segui hasta que accedio y ahora me han corrido la escalera y quede colgado de la brocha… lastima, habia una flaquita muy bella que se deshacia en miradas y me regalo fuego… en fin, Bernardo, un buen guiño con una mina es una muy buena señal… lo que sucede con los libros o igual con las peliculas es cierto… en realidad podes vivir sin ver una o sin leer alguno. ¿ o acaso tenes alguna atrofia por no haber visto “La mujer del piso alto”? Yo ya la vi, y eso no nos hace mejores opeores personas, a ninguno de los dos. Es todo.

  25. fede o #255    7 marzo, 2006 a las 12:42 am

    germán,

    qué solos que estamos en nuestra cruzada de “últimos 25 artículos comentados”! ojalá el webmaster nos dé pelota, no vaya a ser que se duerma en los laureles de despertar la admiración en los lectores de habla inglesa.

  26. Germán #254    6 marzo, 2006 a las 4:39 pm

    Hi, everybody!… (uy, sorry! no vaya a ser que me tomen por un espamero automático…)

    Retomo brevemente el coment #242 de fede o, quien a su vez me cita a mí, sólo para insistir en mi reclamo:

    Hernán!!! Cuando posás el cursor en el botón de “Comentarios” del menú principal de la página, sigue apareciendo un cartelito que promete: “Ultimos 25 artículos comentados”.

    Nomengañes (ni pretendas conformarme retirando el referido cartelito), y vuelve a colocar el listadito en cuestión, que no molestaba a naides y sin embargo qué útil que era.

  27. Haffner #253    5 marzo, 2006 a las 4:12 pm

    Ho He,
    Lei detenidamente tu teoria y compare tus experiencias con las mias: el viernes pasado,al salir para el trabajo,se me cruzo mi gato favorito,el Puma.Es un felino negro que hubiese sido la delicia del Gordo Soriano – segun mi mujer es refeo,es que perdio la cola en un combate contra dos perros-
    En una circunstancia asi,lo mejor hubiera sido dar parte de enfermo y quedarme en casa pero no,sali y fue un gran dia.
    Creo que tu teoria es relativa,salvo cuando los companieros de trabajo nombran a Carlos Saul.Por las dudas,hago que busco las llaves en el bolsillo y toco palo discretamente para risa de todos.
    FELICITACIONES por tu contrato con Plaza y Janes-no voy a fotocopiar tu libro para que la Romu se quede tranquila-y LAMENTO que te hayan choreado.
    H.
    Que tal estaba la vasca? Tan buena como la Miss Klikowsky?

  28. Juanitho (Juan de Dios) #252    4 marzo, 2006 a las 11:18 pm

    Este articulo lo publicaste el dia de mi cumpleaños (24/2) bonito regalo!! justamente el dia anterior viajé a pueblo (¿un viaje de Alfa Centaurao a marte?) donde hiba a pasar carnavales con un@s amig@s pero sobretodo a visitar unA amiga especial, no encontré pasaje en el bus que queria ir, no estaba de servicio su telefono cuando la llamé para avisarle (segun ella su telf nunca tuvo problemas) en fin, al final regresé muy triste xq no le dio importancia a mi visita, o tendrá algo que ver que soy flaco y sin guita? la proxima vez voy a prestarle atencion a los guiños, Gracias Big Brother!!

    Del libro ni que decir: con todos esos guiños esta descontado el exito, nada como tener un libro leyendo en la cama, al baño o para regalarlo a un amig@… espero verlo tambien por Perú, es la primera vez que lo CASI todos los comentarios (252 waoo) veo que son una bonita comunidad, aqui voy:

    Gh (#13) Pues yo creo que el Libertador San martin si creia en los guiños solo que se fijó en otros de mayor importancia: cuenta la leyenda que al despertar en las costa peruana vio unos flamencos volando que la bellaza y libertad lo inspiraron a crear la bandera del Perú.

    Bernardo (#79) como dicen La vida es un valle de lágrimas, los guiños son esos pequeños detalles que nos hacen seguir adelante, tu no recuerdas toooodo lo que hiciste en un mes, solo los momentos que te hicieron sentir triste o feliz pero únicos que te hacen seguir adelante.

    Aqui me quedo xq ya esta muy largo y otros sobrepasan mi mínimo nivel cultural, un beso a Luzbelita y abrazos para todos!